10.5 C
Temuco
23 abril 2024
spot_imgspot_img

Relator ONU sobre DD.HH. y medio ambiente insta a Chile a cumplir Leyes indígenas e internacionales para proteger la Biodiversidad

  • Respecto a la industria forestal que “produce el 2,24 % de las exportaciones mundiales de madera”, el informe vuelve a recordar que “en el sur de Chile, en los territorios tradicionales de los mapuches, la biodiversidad y los bosques autóctonos han sido sustituidos por plantaciones de monocultivos”.
  • El Relator ONU recomienda al Estado de Chile establecer «una moratoria sobre la expansión de la acuicultura del salmón a la espera de un análisis científico independiente de los impactos ambientales adversos”.


Santiago, 11 de marzo de 2024. (diariomapuche.cl) — El Relator de Naciones Unidas sobre derechos humanos y medio ambiente, David Boyd, publicó (08.03.2024), su informe de la visita realizada a Chile en mayo de 2023 en el cual aborda los impactos de las industrias mineras, forestales, salmoneras y el uso del agua dulce en el país sudamericano, además de temas indígenas.

El informe resalta la necesidad de que el Estado chileno tome en cuenta que “los pueblos indígenas tienen una función importante que desempeñar en la conservación de la biodiversidad en Chile”.

“El Relator Especial observó graves deficiencias en el cumplimiento de las obligaciones del Estado de informar plenamente a los Pueblos Indígenas sobre los proyectos propuestos, garantizar su participación en la toma de decisiones y asegurar su consentimiento libre, previo e informado de forma regular”.

En temas de proyectos extractivos y de contaminación el informe resalta que “la falta de un sistema de diálogo exhaustivo desde las primeras etapas de la planificación destinado a garantizar una participación amplia y equitativa no es conforme con las obligaciones de Chile en materia de derechos humanos”.

El informe demanda al gobierno chileno a acelerar “las acciones para designar formalmente zonas terrestres protegidas adicionales, en consonancia con los compromisos asumidos en el Marco Mundial de Biodiversidad de Kunming-Montreal y en consulta con los Pueblos Indígenas y las comunidades locales, para garantizar el respeto de sus derechos.

Respecto a la industria forestal chilena que “produce el 2,24 % de las exportaciones mundiales de madera”, el informe vuelve a recordar que “en el sur de Chile, en los territorios tradicionales de los mapuches, la biodiversidad y los bosques autóctonos han sido sustituidos por plantaciones de monocultivos”.

El enfoque y la práctica del “extractivismo” forestal están teniendo “consecuencias profundamente negativas, como la degradación del suelo, la aridez y el aumento de los incendios forestales, lo cual pone en peligro los derechos, los modos de vida y los medios de subsistencia de los mapuches”, dice el relator de Naciones Unidas sobre derechos humanos y medio ambiente.

David Boyd, además recomienda al Estado de Chile establecer «una moratoria sobre la expansión de la acuicultura del salmón a la espera de un análisis científico independiente de los impactos ambientales adversos”.


Datos del Informe ONU

Según el censo de 2017, casi 2.200.000 personas, o aproximadamente el 11 % de la población total de Chile, declararon tener orígenes indígenas. Muchos chilenos son, parcialmente, de ascendencia indígena; sin embargo, la identidad indígena, con sus ramificaciones jurídicas, suele reservarse a quienes se autoidentifican con uno o varios grupos indígenas y son aceptados por ellos. La población más numerosa es la mapuche, que representa el 80 % de la población indígena en su conjunto y con la que el Relator Especial se reunió en Puerto Montt. También hay otros grupos, como los atacameños, con los que el Relator Especial se reunió durante su visita a Calama.

En 2015, el Relator Especial sobre la extrema pobreza y los derechos humanos afirmó que “[l]os derechos de los Pueblos Indígenas” eran “el talón de Aquiles del historial de Chile en lo que respecta a los derechos humanos en el siglo XXI”. Esta afirmación fue reiterada en 2018 por la Relatora Especial sobre una vivienda adecuada como elemento integrante del derecho a un nivel de vida adecuado y sobre el derecho de no discriminación a este respecto y, lamentablemente, parece que todavía es cierta.

El Comité de Derechos Económicos, Sociales y Culturales también ha recomendado que se adopten las medidas necesarias para garantizar la obtención del consentimiento libre, previo e informado de los Pueblos Indígenas en lo que respecta a los derechos que los amparan en virtud del Pacto y que se redoblen los esfuerzos para garantizar el derecho que tienen los Pueblos Indígenas a disponer libremente de sus tierras, territorios y recursos naturales, incluso mediante el reconocimiento legal de su propiedad.

El Relator Especial acogió con preocupación la noticia de que el Gobierno de Chile había aprobado el proyecto de la central hidroeléctrica Rucalhue en la región del Biobío, contraviniendo así un acuerdo celebrado en 2004 con los Pueblos Indígenas mapuches por el cual se comprometía a no realizar más megaproyectos, especialmente hidroeléctricos, en esa región.

Durante una visita a la región de Atacama, en el norte de Chile, donde hay grandes proyectos de cobre, litio y energías renovables, el Relator Especial observó graves deficiencias en el cumplimiento de las obligaciones del Estado de informar plenamente a los Pueblos Indígenas sobre los proyectos propuestos, garantizar su participación en la toma de decisiones y asegurar su consentimiento libre, previo e informado de forma regular. La falta de un sistema de diálogo exhaustivo desde las primeras etapas de la planificación destinado a garantizar una participación amplia y equitativa no es conforme con las obligaciones de Chile en materia de derechos humanos.

Un ejemplo de falta de consulta que se señaló a la atención del Relator Especial guardaba relación con la instalación de un vertedero de residuos municipales en el municipio de Ancud, en la isla de Chiloé. En 2019, la municipalidad no consultó debidamente ni a los Pueblos Indígenas ni a otras comunidades afectadas. Al parecer, el mismo error se repitió en 2020 con respecto a otro vertedero cerca de un santuario natural en el río Chepu. Los indígenas que protestaron contra el proyecto fueron objeto de una represión violenta por parte de la policía.*****FIN*****


Obtenga el informe completo en este link

Informe del Relator Especial sobre la cuestión de las obligaciones de derechos humanos relacionadas con el disfrute de un medio ambiente sin riesgos, limpio, saludable y sostenible, David R. Boyd marzo de 2024


 

spot_img

Subscribete a Nuestro Boletín

Últimas Informaciones

Subscribete a Nuestro Boletín

spot_img

Últimas Informaciones

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí